Las tablets y smartphones impulsan el mercado de videojuegos

0
247

Videjuegos-smartphones

El auge de los teléfonos inteligentes y el “boom” de las tablets están generando transformaciones en varios mercados, no sólo por supuesto en el de los medios periodísticos, sino también en otro cada vez más rentable: el de los videojuegos. En la Argentina, el sector crecerá anualmente un 11,3% en los próximos cinco años y así el país llegará al tercer lugar de la región, detrás de México y Brasil.

El segmento de los videojuegos para celulares y formatos móviles logrará sacarle ventaja a otro que parecía no tener competencia: la piratería, que relegó a América latina en los últimos puestos en ventas de software legal para consolas, aun comparando con otras latitudes. Las cifras son de la 15ª edición del informe Perspectivas Globales del Sector de Medios y Entretenimiento, que publica la consultora PwC.

Según ese informe, el mercado de videojuegos, entre 2009 y 2013 registró una fuerte expansión, aumentando su valor de US$65 millones a US$100 millones. El 48% (US$ 40 millones) de ese volumen correspondió a videojuegos para dispositivos móviles, impulsados principalmente por juegos sociales y casuales gratuitos o de bajo precio.

Se espera que, para 2018, este segmento represente un 60% del total de los ingresos del mercado, duplicando sus ventas para alcanzar los US$102 millones. “Los videojuegos para teléfonos celulares se están volviendo muy populares debido a que otorgan más libertad a los consumidores al momento de elegir cuánto desean gastar”, dice el reporte. En cinco años, el mercado general será de US$171 millones.

En 2013, los ingresos por ventas de juegos para consola en Argentina llegaron a US$18 millones y se prevé que crezcan a una TCAC de 8,4%, alcanzando los US$27 millones en 2018. Sin embargo, se espera que sean juegos para consolas viejas, ya que las trabas aduaneras y los altos impuestos son una constante en la región.

El boom latinoamericano

El negocio de los videojuegos en Latinoamérica ha registrado un crecimiento notable en los últimos cinco años. Si bien sigue siendo la región con menos ingresos en dicho segmento, se espera que sea la que más rápido crezca del mundo hacia 2018. Los ingresos por ventas de videojuegos crecieron de US$995 millones a US$1.600 millones entre 2009 y 2013, y se estima que lo hagan a una TCAC de 10,3%, alcanzando los US$2.600 millones en los próximos 5 años.

México, Brasil y Colombia son los tres mayores mercados de videojuegos en la región y se espera que se mantengan así durante los próximos cinco años. Las ventas de videos para consolas crecerán de US$513 millones a aproximadamente US$848 millones entre 2013 y 2018, siendo México el país que más consume este tipo de productos.

Por su parte, los ingresos por juegos online constituyen otro segmento con gran potencial en la región y se estima que crecerán a una TCAC de 14,3% en los próximos años. A diferencia de los juegos para consola, los online permiten a los consumidores gastar según su presupuesto y son menos vulnerables a la piratería. En este caso, Brasil representa el 57% de la ganancia del segmento en Latinoamérica, con ingresos por US$339 millones en 2013, y se espera que alcance el 63% para 2018, llegando a los US$662 millones, finaliza el estudio, al que tuvo acceso Blog del Medio.

¡Sé el primero en comentar!

Deja un comentario