En Estados Unidos, ni las versiones online repuntan
En Estados Unidos, las versiones impresas ya no se sienten tan solas, la crisis llegó también a las versiones online, pero hay buenas noticias.

Los ingresos publicitarios de los diarios estadounidenses cayeron más de 28% en el primer trimestre, tanto en los periódicos como en Internet, informó la Asociación Americana de Diarios (NAA). Los ingresos en periódicos bajaron 29.7% durante los primeros tres meses del año, en comparación con el mismo período del año pasado, a U$5,900 millones, según cifras publicadas en el sitio de la NAA. Los ingresos de los diarios en Internet registraron en el mismo período una baja de 13.4%, a U$696.3 millones. Los ingresos registrados mediante avisos clasificados -tanto en Internet como en papel- también bajaron 42.3% por unos U$1,460 millones.

Estas cifras negativas en el primer semestre llegan después del peor año para la prensa estadounidense, que ya había registrado una baja total de 16.6% de sus ingresos publicitarios a U$3,780 millones en el 2008. El sector se ve afectado por la competencia con sitios de avisos clasificados gratuitos, como Craigslist, así como por la migración de sus lectores hacia sitios de información gratuita. La prensa estadounidense vivió una seguidilla de quiebras, despidos y cierres en los últimos meses, entre ellos el del grupo Tribune Co., el segundo grupo de diarios más importante en Estados Unidos en términos de ingresos y el tercero en cuanto a difusión, controlando el Los Angeles Times, Chicago Tribune o también el Baltimore Sun.

Un dato interesante, también de la NAA, es que el número de visitantes a sitios de Internet de medios escritos creció 10% en el primer cuatrimestre de 2009, por lo que ya casi 45% de la audiencia total de internet visita medios impresos en ese formato.

Compartir
Cuando era chiquito, tenía un sueño: ser periodista. Con el tiempo lo logró. Hoy escribe para medios de Argentina, Reino Unido y España. Blog del Medio es muchas cosas, pero, sobre todo, un lugar positivo, donde nada es imposible.

¡Sé el primero en comentar!

Deja un comentario